MALETA INTRÉPIDA

MALETA INTRÉPIDA

Organizamos junto a Esther Andreu, un taller de escritura viajera. Aquí os dejamos el link

 

MARRUECOS Taller de Escritura Viajera. Marrakech y Desierto de Zagora.

 

  Una experiencia alucinante. Un viaje enriquecedor y único con un grupo diez de aventureros incansables. Nuestro destino: Marrakech y el Desierto de Zagora. Nuestro objetivo: aunar dos pasiones: viajar y escribir

 I Taller de Escritura Viajera en Marruecos 
 
Lugar: Marrakech y Desierto de Zagora
Fechas: del 24 al 27 de abril de 2014

Marrakech y el Desierto de Zagora han sido los destinos elegidos para celebrar un Taller de Escritura Viajera en el Reino Alauí. Un viaje impregnado de ilusión y de unas ganas enormes de compartir con un grupo de intrépidos viajeros mi experiencia en el mundo de la escritura de viajes. Así nace la idea de volar hasta este destino del Magreb para impartir un Taller de Escritura destinado a personas interesadas en aprender a plasmar por escrito las vivencias y sensaciones acontecidas en un viaje.




Plaza de las Especias, Marrakech

Día 1
El 24 abril de 2014 siete aventureros y yo pusimos rumbo a Marrakech con una maleta repleta de mucha energía positiva y un dossier de escritura viajera bajo el brazo. Muchos de nosotros no nos conocíamos, pero bastaron unos instantes en el aeropuerto de Barajas para darnos cuenta de que íbamos a formar un gran equipo...y no nos equivocamos.

Nada más aterrizar en Marrakech, nos esperaban nuestros ya amigo de ViajesMarrakech para trasladarnos hasta el Riad. Tras una serie de pequeños malentendidos en nuestro riad originario, pesquisas y triquiñuelas propias del país, nos dirigimos hacia el nuevo riad asignado, la Maison d'Hotes Amsaffah, y nos acomodamos en nuestras respectivas habitaciones. La tarde la destinamos a recorrer las caóticas y transitadas calles del zoco para empaparnos de los olores y sensaciones más auténticas de Marrakech. Una primera toma de contacto para garabatear nuestras libretas con anotaciones que luego nos servirían para redactar los reportajes viajeros.

Día 2

Abro los ojos y un intenso olor a azahar y especias me recuerda que me encuentro en la ciudad roja, en mi amada Marrakech. Tras un contundente desayuno en el Riad, Amine, nuestro infatigable guía de ViajesMarrakech, nos espera para regalarnos una increíble aventura hacia el desierto de Zagora. Doce horas de viaje nos separan de Marrakech y el misterioso desierto. Una ruta que nos llevará por un sinfín de hermosos y variopintos paisajes. Uno de los momentos más impactantes fue atravesar las áridas y elevadas montañas del Atlas, la cordillera que divide por la mitad al Magreb. Un paisaje único e inolvidable serpenteado por angostas y curvilíneas carreteras que acarician la cordillera montañosa y nos descubren un mundo nuevo salpicado de pueblos de adobe, kasbas y oasis presaharianos. 


Una aventura excepcional por el Desierto de Zagora

Al llegar al pueblo de Zagora nos espera otra de las grandes aventuras del viaje: contemplar la puesta de sol en el desierto a lomos de altísimos dromedarios que nos conducen hasta nuestro campamento base. En unos haimas de estilo bereber degustamos una cena tradicional tras la cual disfrutaremos de una noche irrepetible amenizada con los cánticos y las danzas de un grupo de bereberes.






Y allí, bajo el cielo más estrellado e intenso que he visto jamás, ponemos en común nuestras experiencias viajeras haciendo un repaso de todos los escritos de los participantes del Taller de Escritura Viajera. Esa noche, sentada en una alfombra sobre la dorada arena del desierto escribí estas líneas:

El desierto es inexplicable...tan mágico que parece irreal... la dura travesía de diez horas a través de las montañas del Atlas se desvanece en la memoria cuando experimentas la vida en esta alfombra de dorada y finísima arena. Sentada bajo un cielo tan estrellado que se me antoja un decorado cinematográfico, escucho los cantos de los bereberes en torno a un hoguera... un fuego místico y sensual que reune esta noche a un grupo de personas que soñaron con vivir una aventura que aunara dos de sus grandes pasiones: viajar y escribir. Y es que a veces los sueños, además de soñarlos, se hacen realidad. 


Un elenco excepcional: I Taller de Escritura Viajera en Marruecos



Día 3
Amanece en el desierto y pienso que ningún lugar del mundo en el que he despertado anteriormente se parece a éste. Me invaden tantas sensaciones que es difícil narrar qué siente uno ante tanta inmensidad, tanta paz, tanta belleza... el desierto no se explica, simplemente, se vive...
Desayunamos en la haima habilitada como restaurante e intercambiamos opiniones sobre nuestra noche en el desierto. Todos coincidimos: una tranquilidad solemne, una paz absoluta, un silencio estremecedor.... incomparable!!! Repetiremos seguro!


 Haimas bereberes en pleno Desierto de Zagora
 
 

Nuestro tercer día de ruta va a ser entretenido. Nos espera un largo viaje de regreso a Marrakech. Por el camino, visitaremos la impresionante ciudad de adobe de Quarzazate, en medio del desierto, con su imponente Kasbah de Taourit... Lástima que  las prisas no nos permitieran disfrutar largo y tendido de este hermoso y recóndito lugar, donde el tiempo parece detenerse y donde las sensaciones se multiplican por mil... aquí se respira la vida del desierto, el día a día de los bereberes y las gentes que habitan este curioso rincón del planeta. Tanto en Quarzazate como en Ait Ben Haddou, nuestra siguiente visita, se han rodado infinidad de películas... los amantes del séptimo arte pueden visitar los estudios cinematográficos de Quarzazate, una interesante aventura que no tuvimos tiempo de experimentar.
Seguimos recorriendo kilómetros y llegamos a Ait Ben Haddou, cuya Kasbah es Patrimonio de la Humanidad. El ascenso hasta la cima de la fortificación supone esfuerzo extra teniendo en cuenta que son las cuatro de la tarde y que un sol de justicia abrasa a todo aquel que ose desafiarlo. Recomendamos realizar esta excursión antes de las doce de la mañana o a partir de las 18h.


Kasbah de Ait Ben Hadou

Tres horitas más y por fin pisamos la ciudad ocre, Marrakech. Por cierto, ¿sabíais que el color rojizo de Marrakech se debe al reflejo de la luz del sol sobre sus fachadas? ¿Y que la etimología indica que la palabra Marrakech significa 'pasar rápido'? Ello es debido a que antiguamente la ciudad era un palmeral por donde pasaban las carabanas que iban al desierto. En consecuencia, había muchos atracos. De ahí, la expresión: pasa rápido. Gracias Amine, nuestro guía, por compartir con nosotros tus sabios conocimientos y tus experiencias.


Nuestra última noche en Marrakech la pasamos recorriendo de nuevo las coloridas callejas del zoco y degustando la gastronomía típica marroquí en la concurrida y pintoresca plaza de Jemaa El Fna: donde todo es posible, donde cada instante es distinto, donde cada rincón es un espectáculo... un lugar tan exclusivo como caótico.


Exótica, bulliciosa, mágica, irrepetible... Plaza de Jemaa el Fna

El I Taller de Escritura Viajera en Marruecos ha sido una enriquecedora experiencia que nos ha permitido vivir una aventura en la que hemos aprendido a convivir con personas de diferentes edades, condiciones sociales, intereses, creencias... No sólo hemos descubierto algunos de los trucos para plasmar por escrito las experiencias viajeras, sino que también hemos aprendido a comprender las raíces de una cultura y unas creencias religiosas que muchas veces nos atrevemos a juzgar muy a la ligera y con bastante desconocimiento. Gracias de nuevo Amine por tu paciencia y por ampliar nuestros conocimientos sobre el mundo y la cultura árabe.



Agradecimientos 
Desde estas líneas aprovecho para felicitar a ViajesMarrakech por su impecable trabajo. Núria y Hamid regentan esta empresa local que lleva años organizando eventos y actividades turísticas en Marruecos. Ambos, una catalana y un marroquí, forman un equipo perfecto que atiende con paciencia, cariño y dedicación las necesidades particulares de cada viajero. Cuentan con un experimentado equipo de profesionales, como nuestro guía Amine, que hablan diversos idiomas y se adaptan a las exigencias de cada cliente. Sin duda, nosotros repetiremos. Gracias a todos por facilitarnos esta experiencia y por apoyar nuestros Talleres Viajeros.
www.viajesmarrakech.com
twitter: @viajesmarrakech

Hamid, de Viajes Marrakech      



Por último, gracias a mis intrépidos viajeros y participantes en el taller: Marina González, Analida Corro, Manuel Blázquez, Angélica Carbonell, Carolina, Marta Gómez y Paula Peñarroba Jiménez  por hacer que este sueño fuera posible.

Os espero en el II Taller de Escritura en Marruecos!!